martes, 5 de abril de 2011

LA PANTERA NEGRA

La pantera negra no es más que un jaguar con pigmentación negra lo que oculta sus manchas, tal como sucede con el leopardo negro del viejo mundo. Estos animales con melanismo coexisten perfectamente con los congéneres que no poseen este exceso de pigmentación y pueden cruzarse sin ningún problema con un jaguar normal. Se cree que el melanismo es una mutación evolutiva favorable siempre que ocurra en zonas climáticas muy cálidas y cubiertas de bosque denso. Por esta razón, los jaguares melanicos solo abundan en las selvas sudamericanas o selva amazónica. Llegan a vivir entre 20 y 25 años y salen a cazar por la mañana o en la noche, quedándose dormidas o escondidas el resto del día. Su alimentación es de tipo carnívora, y consiste en aves, pecaríes, serpientes, ciervos y primates. Luego de cazar una presa, se alimenta dejando los restos escondidos entre las ramas de los árboles para terminar de comer luego. Pasa muchas horas lamiendo su pelaje con el fin de quitar cualquier rastro de olor de su víctima, que pudiera espantar a la siguiente.

Trabajo realizado por SANTIAGO MORAL

No hay comentarios:

Publicar un comentario